Posts etiquetados ‘Leica’

Ayer adquirí en Todocolección una Leica IIIa. Tuve muchas dudas pero al final me decidí después de estar leyendo cosas sobre ese modelo y saber que fue el que utilizaba normalmente Henri Cartier-Bresson. Es una cámara de 1937 según el nº de serie y he podido comprobar su autenticidad a través de algunos datos recopilados en la red además de lo comentado por el vendedor en su anuncio. También llamada Leica G o Hindenburg Leica (Hindenburg-Kameras en general, a todas las que se encontraron en el accidente) porque encontraron un ejemplar de éste modelo entre los restos del famoso Zeppelin accidentado en mayo de 1937 y que pertenecía al auxiliar de vuelo Fritz Deeg.

Cuando la tenga en mis manos le haré unas fotos para colgar en esta entrada. En una nueva página pondré aquella información que considere de utilidad además del pdf con el manual original que ya tengo guardado.

Jamás pensé que me podría hacer con una Leica auténtica pero la verdad es que el precio me resultó atractivo y contaba con el dinero procedente de la venta de objetivos y trípode que, aunque lo estoy ahorrando para la Fuji X10, me permitió lanzarme a por ella. Lo malo viene ahora para hacerme con un objetivo a la altura porque aunque pueda utilizar los de las FED supongo que no será lo mismo que los típicos para Leica.

30 de octubre. Ya tengo objetivo. Summar ganado en subasta de eBay:

Algunas fotos con el objetivo montado:

 

 

 

Ya comenté en alguna entrada anterior que para un fotógrafo o aficionado a la fotografía el nombre de Leica es sinónimo de calidad y de exclusividad. La exclusividad le viene dada por su precio, ya que supera con creces a cualquier cámara del mercado dentro de su segmento.

Estos días la prensa publica la noticia del precio alcanzado en una subasta por un prototipo de Leica de 1923, nada menos de que 1,32 millones de €. Se trata de uno de los primeros prototipos fabricados por Ernst Leitz y que dos años más tarde, en 1925, se convertirían ya en la mítica marca Leica.

He aquí la joya en cuestión:

Hoy, 1 de junio, la edición digital del diario El País publica una viñeta de Forges alusiva a esta cámara y a una similar que, al parecer, posee. Busca al comprador asiático por si también le interesara la suya:

Pues ya ha sido superado ese precio. La noticia aparecida en la prensa con fecha 12 de mayo de 2012 indica que en la subasta efectuada en Viena por la Galería Westlicht, una Leica Serie 0 de 1923 alcanzó los 2,16 millones de €. Se trata de uno de los 25 prototipos fabricados por Leica antes de su fabricación en serie en 1925:

Al parecer, sólo 12 de esos 25 prototipos están ya en el mercado. La foto aparecida en prensa es de un ejemplar prácticamente idéntico al anterior, supongo que las diferencias serán mínimas. En éste se aprecia la tapa del objetivo unida al cuerpo de la cámara.

Aquí un vídeo de la subasta:

A ningún aficionado a la fotografía hay que explicarle lo que significan las palabras Leica y Hasselblad. Yo siempre las comparo a Ferrari o Lamborghini dentro del mundo de los coches, es decir, son máquinas accesibles únicamente para privilegiados con un poder adquisitivo alto y, también, un alto grado de afinidad por los caros caprichos con que nos tientan los fabricantes. Ya están al alcance de muchos aficionados los Mercedes, Audi y BMW o las Nikon y Canon de alta gama, pero siguen siendo exclusivas las primeras marcas citadas, tanto en automóviles como en cámaras fotográficas.

Y todavía se puede rizar el rizo de la exclusividad cuando las fábricas se dedican a presentar a los anonadados aficionados sus productos conmemorativos todavía más apartados del común de los mortales, sólo al alcance de caprichosos coleccionistas con la cuenta bien abultada que apenas nota la inversión, que no gasto, en tales productos especiales y exclusivos.

Viene a cuento esto tras ver una referencia de José Pujol, en su Blog incluido en Público.es, sobre las cámaras fabricadas en su momento por Leica y Hasselblad para conmemorar los 50 años de la coronación del rey de Tailandia Bhumibol Adukyadej, Rama IX, en 1996.

Leica fabricó una M6 de oro con un objetivo SummicronM 1:2.0/50mm y grabada con el escudo del reino: Todo un placer para la vista, ya que me parece imposible que otros sentidos puedan disfrutarla.